Todas las entradas de: pedromi

Una protesta viva a la trata de negros en el siglo XVII

 

En vísperas de que el papa Francisco visite Cartagena de Indias (septiembre de 2017) reaparece la novela más dramática  y realista sobre la trata de negros en siglo XVII: El esclavo blanco.

Texto de contraportada

Cartagena de Indias, principios del siglo XVII. Trata de negros, piratería, brujería, procesos inquisitoriales, esforzadas navegaciones. En medio de un mundo injusto surge la figura de Pedro Claver, una protesta viviente contra la sociedad egoísta de su tiempo: el infame comercio de negreros y explotadores blancos, la situación de los enfermos y marginados, y los crueles procedimientos de la Inquisición en aquel remoto enclave de la España colonial.
Con rigor histórico y amenidad narrativa, Pedro Miguel Lamet traza un gran fresco de aquella sociedad de ultramar, Seguir leyendo Una protesta viva a la trata de negros en el siglo XVII

NUEVO LIBRO: “LA LUZ RECIÉN NACIDA”

apc-scan-2016-11-02-09-51-001

CONTRAPORTADA

Pedro Miguel Lamet se sumerge en los sentimientos ambiguos que afloran durante el Adviento y la Navidad y les dedica este cancionero de poemas, la mayoría inéditos. Un poemario acompañado de 73 imágenes que representan cuadros sugerentes de aquello que contienen sus palabras: recuerdos y emociones vinculadas a la llegada de Jesús como luz al mundo y cómo esa luz sigue en la historia.

El autor se sirve de la lírica poética para recuperar del interior de cada uno esa faceta entrañable y auténtica del misterio del Dios encarnado, que es en definitiva “nuestro propio misterio”. Parten del mismo origen, “desde la tertulia trinitaria al anhelo esperanzado del Adviento, para cantar luego la Navidad propiamente dicha, y también su prolongación cotidiana en la vida personal y comunitaria, que culmina en un nuevo nacimiento a través de la cruz y la eucaristía”.

dsc02529
Se trata pues de una epopeya a la Luz, antes de manifestarse, recién nacida, y presente siempre en nosotros, que viene completada con un epílogo en prosa que recrea literariamente la primera nochebuena. Pues, como sintetiza Lamet, en sus “Nanas al niño marinero”, la Navidad nos devuelve a la Luz que ya somos. Seguir leyendo NUEVO LIBRO: “LA LUZ RECIÉN NACIDA”

Seguidor de Arrupe, amigo del Papa y defensor de los pobres

El abrazo de dos generales de los jesuitas: Adolfo Nicolás (saliente) y Arturo Sosa (nuevo).
El abrazo de dos generales de los jesuitas: Adolfo Nicolás (saliente) y Arturo Sosa (nuevo).

Decididamente en Roma soplan vientos latinoamericanos. La Compañía de Jesús acaba de elegir a Arturo Marcelino Sosa Abascal, un venezolano de 68 años, abierto y comprometido, forjado al mismo tiempo en la lucha fronteriza a favor de los pobres, en importantes cargos de gobierno jesuíticos y con una profunda formación intelectual sobre todo en temas políticos y sociológicos. ¿A qué responde esta elección? Ayer mismo, durante una amigable comida, a la pregunta de Jesús Bastante, redactor-jefe de RD, sobre quién podría ser el futuro superior general, respondí sin dudarlo: Arturo Sosa. ¿Por qué? Muy sencillo: la Compañía, aparte de buscar un hombre de Dios con preparación y experiencia, no podía dejar de tener en cuenta de que a dos pasos de su Curia General gobierna un Papa latinoamericano y jesuita.

Seguir leyendo Seguidor de Arrupe, amigo del Papa y defensor de los pobres

Reflejos de otra luz

Tavira (Portugal) PML
Tavira (Portugal) PML

Las aguas tranquilas de los ríos y los lagos copian los paisajes de valles, montañas y ciudades. El reflejo suele ser un trasunto modificado de la realidad, donde rielan los colores de los árboles y las fachadas, como si fueran abocetados cuadros impresionistas. Entonces uno se pregunta: ¿Qué es más real, el reflejo o la realidad? ¿Existe una visión objetiva de las cosas, o cada uno interpreta a su modo cuanto vemos? La visión además no es la misma en el siguiente instante, pues todo cambia continuamente de color, matiz, iluminación, o con el deterioro de las fachadas, las nuevas construcciones, el paso del tiempo.

Quizás este mundo no sea del todo real, sino el reflejo de otro. Le damos consistencia creyendo que nuestras casas, nuestros trabajos, nuestra ciudad seguirán siempre ahí. Pero son realidades cinceladas por el paso de los días y los años, que se llevan el río de la vida. Si somos conscientes de que solo son reflejos, superaremos los apegos, la tragedia de ir perdiendo esto y aquello. Si somos  capaces de cerrar los ojos y mirar más profundo al origen de esos reflejos, nos toparemos con la Luz Total y ahí sí podremos descansar,  anclar definitivamente nuestro corazón.